Campañas

PROYECTOS EDUCATIVOS DE LOS ESCOLAPIOS APOYADOS EN LA CAMPAÑA DE SOLIDARIDAD

proyectos

La misión escolapia transforma el mundo a través de la educación, principalmente garantizando el acceso a una educación de calidad a quienes más dificultades tienen para acceder a ella.

Itaka-Escolapios es la red de solidaridad que conecta escuelas y proyectos educativos en varios países, desde el convencimiento de que todo niño, niña o joven tiene derecho a acceder a una educación integral y de calidad. De que la solidaridad no puede tener fronteras y que es obligado luchar más por quien se encuentra con más dificultades.

El papel de la educación como pilar insustituible del desarrollo humano es indudable. Amplía las opcio­nes y capacidades de los niños y niñas de hoy, adultos del mañana; permi­te acceder a conocimientos y habilidades, cambiando con ello la vida en aspectos materiales e inmateriales; genera posibilidades de empleo, bienestar económico y salud, así como favorece valores humanos fundamentales como la igualdad, la paz y tolerancia entre las personas y el respeto al medio ambiente.

El mundo adulto impulsa habitualmente proyectos escolares orientados a atender las necesidades de los niños y niñas, pero sin escucharles lo suficiente.

Adultos y menores vemos a menudo la vida de maneras diferentes y complementarias. Lo que para una persona adulta puede ser una dificultad quizás sea fácil para alguien más joven. Lo que para un adulto es insignificante puede ser muy importante para un niño o una niña.

El artículo 12 de la Convención sobre los Derechos de los niños y niñas establece con claridad que tienen derecho a ser consultados sobre las situaciones que les afecten, y a que sus opiniones sean tenidas en cuenta en función su edad y madurez.

Con la campaña de solidaridad de este curso, queremos dar de nuevo un paso adelante en nuestro compromiso a favor de la educación en el mundo, ayudando a avanzar en la consecución de una enseñanza primaria de calidad que garantice un futuro mejor a todos los niños y niñas. Y queremos hacerlo dando voz a aquellos que muchas veces no son escuchados.

La forma en la que las personas adultas miramos la vida difiere mucho de la forma de ver y mirar de los niños y niñas. Escuchémosles, que sean ellos directamente quienes nos cuenten sus necesidades, sus ilusiones, sus sueños. Que sean los niños y niñas de países más necesitados quienes nos muestren sus realidades educativas.

Conozcamos los programas escolapios especialmente necesitados en otros países a través de los ojos de los menores que aprenden en ellos y canalicemos nuestra solidaridad hacia esos proyectos con los que poco a poco se va haciendo realidad ese gran objetivo: un mundo en el que no haya un niño o niña sin escuela.

PROYECTOS A LOS QUE SE DIRIGE LA CAMPAÑA DE SOLIDARIDAD 2014-2014 ESCUELAS DE PRIMARIA

Camerún:

Diez son las escuelas escolapias que forman parte de la red de Itaka-Escolapios.

  • Bamendjou: núcleo con seis escuelas de primaria, dispersas, con cerca de 1.700 alumnos y alumnas. Las escuelas incluyen comedor escolar, un centro cultural que imparte cursos de informática, inglés o español entre otros, y un programa de alfabetización de adultos que atiende a 180 personas, especialmente mujeres.
  • En Bamenda se gestionan tres escuelas de primaria con algo más de 700 estudiantes. Las tres escuelas cuentan con comedor escolar, en la zona dirigen también un centro de educación profesional no formal de producción agrícola, una cooperativa escolar que proporciona material escolar, comida y productos básicos a bajo precio, un centro cultural con biblioteca y cursos de informática, así como un programa de alfabetización de adultos para 90 mujeres.
  • En Bafia encontramos una escuela de primaria con más de 730 alumnos y alumnas, también con comedor escolar, un centro cultural con cursos de idiomas, informática, promoción de la mujer y actividades de tiempo libre juvenil.

Guinea Ecuatorial: En la ciudad de Akurenam de la provincia Centro-Sur de Guinea Ecuatorial, los escolapios trabajan desde hace más de 25 años para que los niños y niñas accedan a una educación gratuita de calidad. Conseguir 50 francos (menos de un céntimo de euro) para obtener un bolígrafo o poder comprar medicamentos en muchas de estas familias es un lujo, por lo que podemos afirmar que casi todo nuestro alumnado vive a un nivel de supervivencia.  India: A finales del año 2011 Itaka-Escolapios inicia el acompañamiento en la gestión de una escuela en Kamda en el Estado de Jharkhand. En esta pequeña y aislada población boscosa de diez mil habitantes, se encuentra la escuela “Calasanz Ashram” con 515 alumnos y alumnas, provenientes en su mayoría de familias campesinas y extremadamente pobres. Bolivia: En los Andes bolivianos, a más de 3.500 metros de altura, Itaka-Escolapios gestiona dos escuelas en los municipios de Anzaldo y Cocapata.

  • Anzaldo es un municipio con una gran extensión geográfica, 642 km2, situado a más de 3.000 metros de altura. Desde hace más de 20 años los escolapios son responsables del colegio San José de Calasanz al que acuden cerca de 800 niños y niñas.
  • El colegio de Cocapata que acoge a 300 alumnos y alumnas, se sitúa en un municipio con una altura media por encima de los 3.150 metros de altitud, a casi 5 horas de la ciudad más cercana (Cochabamba), con caminos impracticables durante la época de lluvias.

INTERNADOS

Guinea Ecuatorial

Akonibe es una ciudad ecuatoguineana de la provincia de Welé-Nzas, ubicada en el sudeste de Guinea Ecuatorial, tiene una población de algo más de 2.000 habitantes. Las Escuelas Pías llegaron a Akonibe hace algo más de 25 años y desde entonces muchos han sido los jóvenes que han ido pasado por el internado cuya labor es reconocida en todo el país.

India

Kamda es una pequeña población formada por casas muy alejadas unas de otras y pequeños núcleos urbanos que se encuentran a una media de 30 km de distancia de la escuela. En dicho poblado un pequeño internado anexo a la escuela, posibilita que cincuenta niños que viven a más de cuatro horas de la escuela sean acogidos garantizando de esta manera su educación.  

Indonesia

En abril de 2013 los Escolapios iniciaron su primera comunidad en Indonesia, en la ciudad de Atambua (Timor Oeste), una ciudad con gran cantidad de niños y adolescentes que acuden de las zonas rurales para poder estudiar. Los escolapios quieren garantizar el seguimiento de estos jóvenes, poniendo en marcha un internado en la ciudad.

Bolivia

Itaka-Escolapios gestiona junto con las Escuelas Pías tres internados campesinos que tienen como objeto garantizar la educación de cientos de niños y niñas que viven muy alejados de las escuelas. Los tres internados permiten mejorar las tasas de matriculación femenina en la escuela dado que las familias suelen ser reticentes a que sus hijas recorran grandes distancias solas.

  • El Internado de Anzaldo funciona desde hace veinte años, disponiendo este curso de 196 plazas para niños y niñas. Se puso en marcha tras constatar que las grandes distancias existentes entre la escuela y las casas de gran parte del alumnado hacían que muchos menores dejasen de estudiar o que no pudiesen aprovechar la escuela tanto como es deseable.
  • Las comunidades más cercanas al núcleo en el que se sitúa la escuela de Cocapata están a 5 horas de camino.  En muchos de los casos hay que atravesar varios ríos o altas cumbres de más de 4.000 metros de altura. Esto hace la necesidad del internado más que evidente facilitando la educación a 180 niños y niñas este curso.
  • El internado se sitúa en la comunidad de Morocomarca, cerca de los 4.000 metros de altura y con clima frío todo el año, en especial por las noches. Fundamenta su necesidad en la urgencia de garantizar educación a 160 menores que viven muy alejados de la escuela, en comunidades muy dispersas.

OTRAS PROYECTOS ESCOLAPIOS QUE INCIDEN EN LA REALIDAD EDUCATIVA DE LOS NIÑOS Y NIÑAS

Centros socioculturales

Itaka- Escolapios y la Orden de las Escuelas Pías gestionan en Brasil, Camerún, Nicaragua, República Dominicana o Venezuela un gran número de centros socioculturales que facilitan y completan el seguimiento educativo de los niños y niñas con programas de refuerzo escolar, ocio y tiempo libre, alfabetización de adultos o talleres formativos, entre otros.